Nuestra Historia

En 1983 Juan Christian Casanova del Solar, después de terminar su seminario teológico en Las Asambleas de Dios de Chile, y dirigir varios movimientos cristianos universitarios famosos en América Latina, se vino al “Teatro Macul” (también llamado “Cine Macul”) en Santiago de Chile con el deseo de levantar una iglesia relevante y ser usado por Dios.

Su pasión era ver vidas transformadas por Dios y una iglesia a la que todos puedan llamar “Ciudad de Dios”.

Fue así que el primer servicio de la Iglesia se celebró un 20 Agosto de 1983, en la comuna de Macul, Santiago de Chile.

A lo largo de los años este ministerio, que en un momento fue identificado como el movimiento de los “Teocráticos”, ha crecido en cientos y cientos de Iglesias Hogares en la ciudad de Santiago, y hemos ayudado a iglesias en Chile y en todo el Cono Sur de América. La iglesia que comenzó en el “Teatro Macul” se convirtió paulatinamente en la gran Catedral del Espíritu Santo, y en una creciente Red de Iglesias Amigas. Hoy, esta Catedral es como un verdadero Campus Universitario con un Templo Central y un sin número de dependencias y un parque maravilloso para el cultivo de la vida espiritual.

Lo que caracteriza a los miembros de la Catedral del Espíritu Santo, es que desde sus inicios han sido gente muy comprometida que ha vivido con el corazón de ser bendecidos para bendecir.

Juan Christian Casanova, su fundador, en la actualidad es un respetado orador y conferencista. Es también escritor con varios títulos publicados con alto número de ejemplares en venta.

En el campo filosófico-teológico se ha destacado entre los Ministros Evangélicos en Chile y en la Región, habiendo alcanzado el título de Ingeniero Civil y obtenido el grado de Doctor en Filosofía (Ph.D.) y Doctor en Religión (Ph.D.). Sus obras, como el lector fácilmente podrá constatar, son de innegable estímulo al crecimiento del pensamiento y la Palabra de Dios.